UN SORPRENDENTE VIAJE QUE LLEGÓ A LAS PUERTAS DE LA MADUREZ, LLENANDO DE NUEVAS SENSACIONES MI VIDA.

lunes, 27 de junio de 2016

Nudismo en casa


Con el buen tiempo apetece andar por casa desnudo. Es lo que llamamos nudismo casero.  Si vives solo genial, pero si vives con familiares o amigos habrá que consensuarlo antes para no molestar a nadie.


Soy de los que opinan que es una gozada llegar a casa después de la jornada laboral, darse una refrescante ducha y después de secarse no ponerse nada encima, tan solo las ganas de disfrutar de tu piel, de sentir millares de sensaciones en cada paso, en cada secuencia del día o tan solo en el reposo del que no se mueve.   

En mi caso lo practico siempre que puedo, que no siempre que quiero. Mi mujer solo me advierte de que no debo hacerlo cuando los vecinos merodean por mirar o cuando se espera visita en casa. Me siento con suerte. Ahora mismo escribo estas líneas con la misma ropa con la que llegue a esta vida. Libre de cargas que me oprimen. Es mi parte de libertad.


Desnudo de cuerpo, abierto de mente, perteneciéndome a mi mismo, vivo mi voluntad con naturalidad y agrado. Es la elección de un sentir.

------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Las fotografías proceden de Internet, y no se cita al autor por no indicarse en el lugar de origen su autoría y procedencia. En caso de incumplimiento involuntario de algún derecho se retirará inmediatamente







2 comentarios:

  1. Me siento identificado contigo, y hago lo mismo, cuando estoy solo en casa, no mancho ropa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja una buena razón. Me encanta. Un abrazo.

      Eliminar